Fearless... Las frases de “El duelo”

Pienso como es que por la arrogancia, por la soberbia y por nuestras malas decisiones podemos perderlo y arruinarlo TODO. Por sobre todo pienso en la fuerza que puede salir del interior del hombre para levantarse despues de una gran caída…


Tenia un concepto equivocado acerca de las guerras y las conquistas...


¿Donde esta nuestra verdadera guerra? ¿Donde radica nuestra verdadera conquista? Las guerras nacen de nuestro corazón. Somos nuestro propio enemigo… vencernos a nosotros mismos… quizá esa sea nuestra verdadera conquista...



Huo YuanJia.

I

A finales de la Dinastía Qing, las vastas tierras de China estaban divididas y dominadas por extranjeros.


Debido a su incapacidad para tomar represalias, los chinos fueron humillados y en consecuencia bautizados como "Los enfermos de Asia".


En esa época, parecía que no había nadie capaz de alzarse ante tal humillación.

Para pisotear aún más el orgullo chino, la Asociación de Comerciantes Extranjeros de Shangai organizó una competición en la cual cuatro expertos de diferentes países desafiarían a los chinos. En esa ocasión, un hombre estuvo a la altura del reto. Ese hombre fue Huo YuanJia.


II


La victoria o la derrota se deciden entre los hombres. La vida y la muerte es cuestión del cielo.


III


Juro, que nunca volveré a ser vencido aquí por nadie.


IV


Huo YuanJia: Mamá, ¿por qué papá no me permite aprender artes marciales?

- Es porque se preocupa por ti. Naciste con asma, y eres débil de constitución, así que no serías capaz de soportar el rigor del entrenamiento.

Huo YuanJia: ¿No fortalecen al cuerpo las artes marciales?

- ¿Estás deseando aprender artes marciales... ...simplemente para fortalecer tu cuerpo?

Huo YuanJia: No, quiero venganza. ¡Quiero que Zhao Jian conozca el poder de nuestro Puño de Huo!

- Hijo mío, el aspecto más poderoso de las artes marciales, no es derrotar a los otros, mas reprimir las ansias de victoria. No importa el qué, la virtud y la oralidad no deben perderse. Las artes marciales sirven para fortalecer el cuerpo y para yudar a los demás. No para salir en busca de altercados, y definitivamente, no para vengarse.

Para llevarte bien con la gente, debes respetar y tratar a todos educadamente, así, ellos te respetarán también a ti. Si eres bueno en las artes marciales, ¿quién va a osar no mostrarte respeto? Que la gente te tema o que la gente te respete son dos cosas completamente diferentes.


V

Aunque te has mantenido imbatido todos estos años, tu mayor obstáculo está en ti mismo. Y lo que de veras debes conquistar... también eres tú.


VI

Cuando tenía 13 años, mi vista empezó a deteriorarse. En mis ojos semejaba existir una niebla que no se desvanecería. Por aquel entonces lloraba cada día. Mi abuela me decía, cuando te sientas infeliz debes llorar. Después, debes proseguir. Pero en mi corazón, puedo ver las cosas con claridad.

Te ayudaré a lavarte el pelo.

Después de un tiempo, el cabello se enreda con facilidad.

Lávatelo unas cuantas veces más, y estará suave y limpio.

La abuela siempre dice... que uno debe mantenerse siempre limpio. Sólo entonces puedes caminar cómodo en este mundo. No hay muchos nudos que no puedan ser deshechos.


VII

Las plantas de semillero también poseen vida.

No pueden estar muy juntas, o entorpecerán su crecimiento unas a otras, como los hombres. En la vida, debemos respetarnos unos a otros. De esa forma, podemos vivir felices y en paz.


VIII

Honorable Padre, fui un mal hijo. Sólo ahora me doy cuenta, de el porqué aquel año, en aquel combate, no propinaste el golpe final. Tú eres el auténtico número uno. Honorable Madre, en el pasado me enseñaste valores morales.

Tu hijo era demasiado estúpido y no los comprendió por aquel entonces.

No te decepcionaré otra vez.


IX

La Escuela Jing Wu posee tres ideales:

Educar el Cuerpo, la Mente y la Moral.

El Wu Shu es una forma de fortalecerse.

A pesar de las diferentes sectas o escuelas, intercambiar conocimientos e interactuar unos con otros nos ayuda a comprender la esencia de todo, con un cuerpo fuerte, y una mente clara, nuestros conciudadanos pueden renovarse y fortalecerse.

No usen sus puños para hacer daño a sus conciudadanos.

No abusen de las artes marciales.

La Virtud y la Moralidad son las bases del Wu Shu.

¡Esfuércense constantemente en hacerse más fuertes!



X

- ¿De veras no conoces nada acerca del arte del té?

Huo YuanJia: No es que no lo comprenda, soy simplemente reacio a comprender. No quiero clasificar el té en categorías. Mientras sea té, estará bien para mí.

- Pero el té también tiene diferencias en calidad y grado.

Huo YuanJia: ¿Qué se considera bueno? ¿Y qué se considera malo?

Todos crecen en la naturaleza. No hay bueno ni malo. Parece ser que de veras no lo comprendes. De otro modo sabrías con certeza que es bueno y que es malo.

- También tienes razón, pero desde mi perspectiva, la calidad del té... no la determina el té mismo, la determina el hombre.

Huo YuanJia: Desde tu perspectiva, hay muchas escuelas y facciones distintas en las artes marciales.

- ¿De veras no hay distinción entre superiores e inferiores?

Huo YuanJia: Creo que ése es el caso.

- Entonces, me agradaría hacerte una pregunta, ya que no hay distinción entre las distintas artes marciales, ¿por qué seguimos queriendo mejorar compitiendo unos contra otros?

Huo YuanJia: De veras creo que no hay tal distinción entre las artes marciales. La diferencia sólo yace en la habilidad del practicante. A través de la competición podemos descubrirlo... y conocer nuestro auténtico yo.

Porque quizá, nuestro auténtico oponente seguimos siendo nosotros mismos.

Sólo a través de la competición, uno puede reconocer su auténtico yo.

- Es posible que quieras decir, ¿qué el combate más significativo yace en uno mismo? Tus palabras se han ganado mi más sincero respeto.


XII

¡El agua estaba envenenada!


Huo YuanJia: He utilizado demasiada fuerza. El veneno ya se ha extendido por todo mi cuerpo. Es demasiado tarde.

- ¡Maestro, los encontraré y te vengaré!

Huo YuanJia: No deberías estar hablando de venganza. El odio sólo engendra más odio. No quiero ver enemistades. Lo más importante es fortalecerse uno mismo.

Soy un bruto que sólo sabe como pelear.

Me costó muchos años apreciar lo que las artes marciales son en realidad, y lo que podía conseguir con ellas. Esta competición aún debe concluir.

Un hombre no decide como empieza su vida, pero debe tener el coraje para vivirla hasta su último aliento.

XIII

Huo YuanJia falleció tras llegar al hospital, a los 42 años de edad. A pesar de su muerte, el espíritu de las artes marciales que el defendía siguió con vida. Al día de hoy, la Escuela Jing Wu ha establecido varias sucursales... ...en más de cincuenta países y territorios de todo el mundo.

2 comentarios:

  1. No sé si es acertado mi comentario... pero aqui va...

    el principal enemigo para que uno se atreva a luchar y soñar en lo que le gusta, es UNO MISMO. cierto. pero también tienen que ver los prejuicios con los que vivimos, el miedo al que dirán los que nos vean, los que se enteren de lo "locos que somos" como para jugarnos por aquello que amamos.

    El obstáculo más importante para que uno se atreva a ser feliz es el miedo a que lo que anhelamos no sea "todo eso que idealizamos". El miedo a la obscuridad de "ser uno mismo" en medio de la soledad... a veces nos paraliza.

    Cuando nos atrevamos a hacer grandes cosas... y nos demos todo "lo que uno tiene dentro" por nuestros sueños... ahí, el enemigo habrá sido vencido.

    ResponderEliminar

Animate a tallar sobre estos relieves rocosos...

Welcome

Un universo por descubrir

Un universo por descubrir
Descubre el Universo en el Año Internacional de la Astronomía 2009!